La historia continúa…Después de la Pre-Boda, llegó el día esperado para Isabel y Pedro. El día de su boda.Ella quiso que el reportaje fotográfico empezara en la peluquería y terminará con su última copa. Y así fue. Desde que llegué puso el”modo foto” en On. A Isa le encanta posar y la fotografía, así que el trabajo iba a resultar muy fácil para ambos. En el otro extremo de la isla, Pedro, se preparaba sin saber lo guapa que estaban dejando a su futura mujer.La iglesia de San Juan en Telde fue la elegida para en enlace y, después de realizar algunos posados por la zona, pasaron a celebrar su matrimonio en la finca de Telde.

Desde el principio se notaba que la celebración iba a ser larga y muy divertida. La cena, tipo cocktail, permitió que la pareja pudiera estar en contacto con sus invitados durante la noche. Los detalles tuvieron un gran protagonismo, desde una suelta de farolillos hasta “chapitas” con frases muy curiosas.

El baile y el momento de la fiesta no iba a ser menos que el resto de la velada. a partir de ese momento mi cámara y los invitados se compenetraron muy bien, permitiéndome captar instantáneas propias del fotoperiodismo. Isabel, la novia, tenía muy claro que su boda tenía que ser divertida y había que reflejar eso en las fotos hasta el final. Para ello, alargué el tiempo de disparos (unas dos horas después de la apertura del baile), consiguiendo que se llevarán un recuerdo muy amplio de ese día tan importante para ellos.El viaje de novios lo hicieron a E.E.U.U. y a su vuelta realizaremos un Post-Boda en la isla de Lanzarote. Pronto verán el resultado, pues esta historia tiene una tercera parte.Continuará…